¿Qué nos deja esta pandemia?

Por Angelo Tazza


Existen muchas formas de ver lo que nos ocurre en esta pandemia. No hay lugar a dudas que esta pandemia ha sido, para muchos, algo muy difícil de llevar, pues ha significado duelos, pérdidas a nivel económico y social, como también fuertes dosis de estrés y ansiedad al no poder salir a la calle y llevar una vida “normal”. Ya pasó 1 año y 2 meses desde que la pandemia se presentó en la vida de todos los peruanos. Muchos de nosotros ya habremos rehecho nuestras actividades, otros, por otro lado, aún se mantienen en el confinamiento en sus hogares evitando salir lo mínimo.


Más allá de todo esto, la pandemia ha servido para poder vernos a la cara cada uno de nosotros, nos ha hecho enfrentarnos a quienes somos realmente. Muchos han podido reinventarse y descubrir nuevos dones y talentos; otros aún se mantienen renegando y deseando que esto acabe pronto. Son diversas las posturas que podemos tomar. Lo cierto es que por más que queramos que las cosas cambien, no van a depender de nosotros. Ante un problema de índole mundial es difícil que sea por nosotros mismos que cambien las cosas.


Lo mejor en estos casos es aceptar lo que está ocurriendo, adaptarnos a esta “nueva normalidad”. Y sacar provecho de las oportunidades que surgen ya sea para practicar algo que nunca habíamos hecho o reinventarnos para poder sacar adelante algún proyecto que se tenga en mente. Quedarse de brazos cruzados esperando que llegue el día en que todo vuelva a la “normalidad” solo nos impedirá poder vivir el presente y las oportunidades que nos presenta. Aprender a ser pacientes y precavidos son las lecciones que nos deja esta pandemia, entre otras como un mayor conocimiento de nosotros mismos y de la gente que nos rodea.