La adolescencia y la convivencia en cuarentena

Por: Maria Paula Ferreyros


La cuarentena ha traído consigo muchos cambios en nuestra vida diaria y la rutina: ya no podemos ver a nuestros amigos, ir al colegio, salir a pasear, entre otros. Ahora se pasa más tiempo en casa y ha sido necesario, después de tantos meses, crear una nueva rutina. En ese sentido, pasar tanto tiempo en casa, puede venir con muchas dificultades, pero también podemos ver esta situación como una oportunidad para pasar más tiempo con nuestras familias.


En muchos hogares, es normal que nos pidan asumir nuevas responsabilidades o tareas a las que antes no estábamos acostumbrados. A veces puede ser un poco difícil manejar esta situación, y podemos sentir que nos están pidiendo mucho. Sin embargo, es importante tener en cuenta que todas estas cosas nuevas que nos piden tienen como objetivo mantener cierto orden y organización en la casa.


Además, al estar tanto tiempo en casa, podemos sentir que nuestros papás están más pendientes de lo que hacemos, lo que en algunos casos puede resultar muy frustrante. Si bien es importante entender que lo hacen con buenas intenciones porque se preocupan por nosotros, también hay que tener en cuenta que es válido sentirnos así. Es fundamental transmitir lo que estamos pensando y sintiendo, pero hay que tratar de hacerlo de la mejor

manera posible. ¿Cómo? Tratar de hacerlo cuando estamos un poco más calmados. Explicarle a nuestra familia cómo nos sentimos, qué es lo que pensamos al respecto y cómo nos gustaría ser tratados. Por ejemplo, si nos molesta mucho que entren a nuestro cuarto muchas veces y sin avisar, podríamos explicarles que sentimos que así invaden nuestra privacidad, y que nos sentiríamos mejor si tocaran la puerta antes de entrar. Lo mismo se puede hacer dependiendo del caso.


A veces es inevitable que se den conflictos dentro de la casa. Por eso, si hay un conflicto, es importante también tener en cuenta la posición y opinión del otro. Así, debemos comunicar nuestro punto de vista, pero también escuchar y respetar el del otro. De esta manera, podemos solucionar las dificultades por medio del diálogo, llegando a acuerdos que funcionen para todos.


Finalmente, es importante mencionar que podemos ver esta situación como una oportunidad para crear nuevas rutinas o tradiciones que seguir incluso luego de la cuarentena. Así, podemos aprovechar una situación difícil e inesperada, para acercarnos a nuestros padres y/o hermanos, y pasar más tiempo con ellos.

Comparte tu opinión

© 2023 by Train of Thoughts. Proudly created with Wix.com

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now